Archivo CID-MED
Archivo de artículos y trabajos publicados en Internet que -por su importancia- almacenamos en este formato especial para ser consultados SOLO cuando la fuente original no se encuentre disponible.

Serie: Análisis del "Documento de trabajo-Política Farmacéutica Nacional" del Ministerio de la Protección Social

Apuntes sobre libertad de precios
de Medicamentos en Colombia

El 24 de abril de 2003 el Ministerio de la Protección Social publicó el documento de trabajo "HACIA LA CONSTRUCCION DE UNA POLITICA FARMACEUTICA NACIONAL"(1) para colectivizar el desarrollo de la nueva política colombiana en este campo. Dado que este documento invita a la participación de todos los estamentos interesados en el tema, el equipo directivo del Centro de Información y Documentación del Medicamento CID-MED decidió publicar el siguiente análisis sobre el tema de PRECIOS, que tocará los siguientes puntos:

1. Marco legal del régimen de libertad de precios para medicamentos
2.
Implicaciones del paso a régimen de libertad en el mercado de medicamentos
3.
Evolución de la normatividad sobre precios de medicamentos en Colombia (1999-2003)
4.
Estado actual del sistema de información de precios de medicamentos
5.
Elementos para una propuesta sobre sistema de información de precios y calidades de medicamentos

1. Marco Legal del régimen de libertad de precios para medicamentos

El documento de trabajo del MPS menciona un "esquema de liberación progresiva desde 1987" en el tema de precios de medicamentos, seguramente tomando como antecedentes:

Pero, como puede verse, ninguna de estas disposiciones menciona específicamente el paso del régimen de "control de precios" al régimen de "libertad de precios". Es realmente la Comisión Nacional de Precios de Medicamentos la que en el 1er. punto de su Circular del 30 de diciembre de 1998 firmada por Fernando Araujo Perdomo como Ministro de Desarrollo Económico, Juan Pablo Uribe Restrepo como Viceministro de Salud Encargado de las funciones del Despacho del Ministro de Salud y Gabriel E. Riveros como Delegado del Presidente Andres Pastrana Arango, dice textualmente: "Se aprueba el regimen de libertad de precios a los medicamentos a partir del primero de enero de 1999".

2. Implicaciones del paso a régimen de libertad en el mercado de medicamentos

La decisión de pasar del régimen de control de precios (política de intervención) al régimen de libertad de precios (política de mercado) es realmente trascendental. Este paso puede ser relativamente simple cuando se trata de mercados con información y competencia "perfecta", pero muy compleja cuando debe implementarse en un mercado como el de medicamentos que -precisamente- se considera como uno de los más imperfectos.

Si tomamos en cuenta las principales características de "imperfección" que señala Vargas J.E.(2) observaremos que en el mercado de medicamentos en Colombia, en resúmen, se presentan:

En consecuencia, siendo el mercado de medicamentos uno de los más imperfectos, el paso del régimen de "control" de precios al régimen de "libertad" debió adelantarse, no mediante una circular de la Comisión Nacional de Precios de Medicamentos, sino mediante un conjunto integral de normas orientadas, tanto a corregir las imperfecciones de este mercado, como a promover y fortalecer la competencia, para construir un sistema de acceso universal al medicamento en condiciones de Equidad, Calidad y Eficiencia. Es decir, dentro un marco regulatorio amplio equivalente al de una Política Farmacéutica Nacional, incluso con medidas preventivas sobre el comportamiento de los principales actores y sistemas de detección precoz de sus efectos perversos, para la aplicación oportuna de los correctivos que sean necesarios.

3. Evolución de la normatividad sobre precios de medicamentos en Colombia (1999-2003)

Como puede verse en el resúmen cronológico de disposiciones sobre precios de medicamentos entre 1999 y 2003 (3), la normatividad en este campo ha sido relativamente constante en algunos asuntos, como por ejemplo en la definición de los productos que se encuentran en control directo (aquellos que son de exclusividad terapéutica, es decir que tienen tres o menos laboratorios farmacéuticos que los producen), o sobre los aumentos máximos de precios permitidos (que oscilan en general entre un 9% y un 18% anual). Pero, en lo que tiene que ver con las características de la información a reportar por parte de los laboratorios con el fin de ejercer control, las variaciones en la normatividad han sido innumerables e incluso arbitrarias.

Así, el precio que los laboratorios están obligados a reportar en listas trimestrales de sus productos, ha pasado de ser:

Además, la normatividad ha sido ambigua también en lo que tiene que ver con los precios impresos en el empaque del producto. De hecho:

A la postre, el permanente cambio de los criterios para determinar las características de la información a reportar e imprimir en el empaque por parte de los laboratorios productores ha resultado, no solo en un déficit de regulación y de control, por la incompatibilidad de los datos en el tiempo y las dificultades de análisis y sistematización de la información, sino en sobrecostos por confusión y tramitología para los mismos laboratorios.

4. Estado actual del sistema de información de precios de medicamentos

Como puede verse, el seguimiento a las disposiciones de la CNPM del punto anterior y a la normatividad vigente en este campo, deja varias dudas sobre su racionalidad, coherencia y continuidad:

- Los criterios de parametrización establecidos por la Circular 1 de 1999 son insuficientes y las indicaciones sobre el manejo de datos para los reportes resulta tan discrecional que vuelve la información poco comparable.

- La información posterior de precios incluye datos de precio sugerido al público, luego precios ex fábrica, luego ambos.

- La temporalidad también cambia de bimestral a trimestral y entre trimestre vencido y trimestre anticipado.

- La información de laboratorios no está actualizada (las dos últimas circulares sancionan a algunos laboratorios que están inactivos).

- La identificación de varios productos y sus registros sanitarios no coinciden con la información del INVIMA.

- Los formatos para reporte no incluyen ningún criterio de calidad (las certificaciones BPM de buenas practicas del INVIMA no se aplican a los productos sino a los laboratorios y no se reportan).

- Los reportes se envían en hojas de cálculo y el procesamiento de estos datos implica sobrecostos en tiempo y recursos (inaceptables para la era de "Internet para todos"), al tiempo que compromete seriamente las posibilidades del Gobierno para analizar los datos y adoptar los correctivos necesarios (el año pasado se sancionaron laboratorios por no reportar precios sugeridos al público e incrementar mucho sus precios, este año aún no se han sancionado laboratorios que no hayan reportado o hayan incrementado excesivamente sus precios).

5. Elementos para una propuesta sobre sistema de información de precios y calidades de medicamentos

Por todo lo anterior, como paso fundamental para contrarrestar las imperfecciones de este mercado, garantizar el interés público y facilitar el acceso universal a los medicamentos, deben tomarse medidas que hagan parte de un sistema de regulación positiva y transparente (con reglas de juego automáticas conocidas, estables y vigilables, según Vargas J.E.). Por ejemplo, aplicar los siguientes correctivos al sistema actual de información de precios y calidades de medicamentos:

Por el Centro de Información y Documentación del Medicamento CID-MED:

Enrique Núñez Olarte - Director Científico
Oscar Andia Salazar - Director Médico
Tatiana Samay Andia Rey - Directora Estudios Económicos

Bogotá, junio 2003